Martes 21 septiembre 2021

Logo Central America Link

Buen comienzo

Jueves 26 enero, 2012


Sergio Zavala Leiva
La Prensa, Honduras

En un acto de obediencia debida, el presidente don Pepe Lobo y el titular del Congreso Nacional estuvieron de acuerdo en reformar el Art. 102 de la Constitución Política, para permitir la extradición de nacionales a cualquier país, sobre todo hacia Estados Unidos, procesados o condenados por crímenes o delitos relacionados con el narcotráfico.

Esta acción se da luego de una veloz visita de Lobo, acompañado del presidente del Congreso Nacional a la ciudad de Miami donde fueron convocados por autoridades estadounidenses, en donde, según varios sectores, se les llamó la atención por la lentitud en acometer los graves problemas de seguridad, lo que se ha complicado por el escándalo de los policías-sicarios, a la impunidad de varios crímenes y a la presencia y actividades de los principales capos de la droga en contubernio con hondureños dedicados a este ilícito negocio.

Lobo se rehusó a hablar sobre las interioridades de la cita en Miami, pero estuvo de acuerdo en un comunicado emitido en Washington anunciando la cooperación en seguridad, afirmando que la depuración policial requiere de mayores “esfuerzos”.

Por su parte el titular del Congreso Nacional, aceptando esta presión de la Casa Blanca dijo que en la cita en Miami “trazamos las grandes líneas estratégicas en seguridad y no podemos retroceder en lo actuado, vamos a profundizar las reformas que faltan en materia de seguridad”.

Como quiera que sea, esta medida debe ser aplaudida porque constituye un paso para frenar la impunidad en esta clase de delitos y evitaría su proliferación. Al ser aprobada la extradición, cualquier persona, nacional o extranjera, podrá ser entregada a Estados Unidos u otro país, para ser juzgada por estos crímenes, siendo necesario la suscripción de un Tratado, como así lo dispone el precepto constitucional reformado.

Leer más...