Lunes 16 septiembre 2019

Logo Central America Link

Dos, diecinueve o tres partidos

Martes 11 octubre, 2011


Juan Manuel Castulovich
Panamá América, Panamá

Cuando nació la república, solo había conservadores y liberales y bajo esas banderas se arroparon quienes compitieron por el poder, en elecciones indirectas, hasta 1916 o mediante votación directa, a partir de 1920, cuando se eligió a Belisario Porras por votación popular.

En la década de los treintas, aunque el panorama se sacudió con la irrupción de Acción Comunal, que en 1931 derrocó al presidente Florencio Harmodio Arosemena, predominaron las corrientes liberales. Tanto a las elecciones de 1932, en que fue electo Harmodio Arias, como a las de 1936, ganadas por Juan Demóstenes Arosemena, del Movimiento Nacional Revolucionario, heredero de Acción Comunal, concurrió una mezcolanza de fuerzas políticas, fundamentadas más en las diferencias entres sus dirigencias que en aspectos ideológicos.

Las elecciones de 1940 las ganó Arnulfo Arias, sin oposición, después de que su contendor, Ricardo J. Alfaro, decidiera retirarse; y cuando se produjo el primer derrocamiento del líder panameñista, las diferentes corrientes liberales volvieron por sus fueros y se repartieron las curules de la Asamblea Constituyente, convocada en 1945, como producto de una transacción para superar la crisis política de la época. Enrique A. Jiménez, líder de la facción denominada “Liberal Demócrata” fue escogido por la Asamblea Constituyente para gobernar el país hasta 1948, cuando se volvió a convocar a elecciones.

A los comicios 1940 y 1948 concurrieron bajo diferentes nombres, una serie de partidos, producto de las alianzas que se estructuraban con el único objetivo de aumentar las posibilidades de sus candidatos. En 1940 Arnulfo Arias fue apoyado por 5 partidos: Nacional Revolucionario, Liberal, Liberal Unido, Liberal Demócrata y Conservador. Ricardo J. Alfaro por 3: Liberal Doctrinario, Liberal Renovador y Socialista.

En 1948 concurrieron 10 partidos, cinco de los cuales eran facciones del Liberalismo, que se presentaron bajo la denominación de Unificación Liberal, con Domingo Díaz Arosemena a la cabeza; Arnulfo Arias, por el Partido Revolucionario Auténtico; José Isacc Fábrega, por los partidos Nacional Revolucionario (PNR) y Renovador; Demetrio Porras, por el Partido Socialista; y Sergio González Ruiz, por Unión Popular. La tendencia a aumentar la cantidad de los partidos políticos llegó a su punto culminante en las elecciones de 1964, a las que concurrió un número record de 19, como producto de la disminución a 5,000 de la cantidad de adherentes necesarios para su constitución.

Leer más...