Sábado 18 septiembre 2021

Logo Central America Link

Salario mínimo, otra fuente de disgusto en Panamá

Martes 03 enero, 2012


PANAMÁ - El gobierno de Panamá decretó un aumento del salario mínimo entre 15 y 18 por ciento en una lista de más de una veintena de categorías de trabajo que van desde el servicio doméstico hasta los agropecuarios e industriales.

Según el gobierno, la medida del 28 de diciembre abarca a 250 mil panameños que devengan salario mínimo. El incremento llega a topes de apenas 175 dólares mensuales para domésticas hasta 490 el obrero o empleado de calificación óptima, lo cual los sindicatos estiman una burla y los empresarios una exageración.

Con esa decisión ambivalente, el gobierno queda mal tanto con Dios como con el Diablo, pero es una posición cómoda porque logra un punto de equilibrio entre las protestas de unos y otros, y teóricamente no privilegia a ninguna de las partes.

La decisión gubernamental toma en consideración también las particularidades de las micro, pequeñas y medianas empresas (pymes o ampymes), y fija los mínimos en razón de la actividad económica, ventas y cantidad de trabajadores de éstas.

Precisamente uno de los argumentos esgrimidos por la Cámara de Comercio e Industria es que la mayor afectación de un alza superior al siete por ciento que ellos pedían la sufrirían las pymes, las cuales tendrían que despedir personal.

Otro de sus argumentos es que los 300 millones de dólares que dicho aumento le costará a la empresa privada actuarán en una relación causa-efecto negativa en la inflación, pues se producirá un impacto directamente proporcional entre el alza del salario y el Índice de Precios al Consumo (IPC).

Un tercer argumento es la presunta inexistencia de una adecuada correlación entre el incremento del 36 por ciento que pedían los sindicatos y los supuestamente bajos niveles de productividad actuales, lo cual sería una incongruencia.

Los sindicatos no están muy convencidos de esas afirmaciones teóricas o, al menos, de que sean insolubles, y las rebaten. En el caso de las pymes, aunque a menudo se afirma son las mayores generadoras de empleo, piensan que en Panamá no es así.

Fuente: Prensa Latina