Martes 27 octubre 2020

Logo Central America Link

Y... ¿quién puede oponerse?

Viernes 30 marzo, 2012


Sandra de Barraza
La Prensa Gráfica, El Salvador

Casi siete de cada 10 personas económicamente activas que sobreviven en las calles y aceras de San Salvador y de otros centros urbanos hacen lo que se puede con lo que se tiene.
A nadie en su sano juicio se le ocurre estar en contra de la tarea humanitaria que la Iglesia católica está haciendo para que los miembros de pandillas dejen de verse como enemigos, que tienen control de territorio, extorsionan e irrespetan la vida de cualquiera.
Nadie puede oponerse a los esfuerzos de la Iglesia católica por asegurar que el artículo n.º 2 de la Constitución se rescata y se respeta. La vida, la integridad física y moral, la libertad, la seguridad, el trabajo, la propiedad y la posesión son derechos constitucionales. También son derechos la protección para la conservación y la defensa del derecho al trabajo; y empleo digno y decente es el tema fundamental para darle sostenibilidad al esfuerzo y la oportunidad que se han creado con el diálogo calificado en términos estrictamente humanitarios por los promotores.
Pero ¿cuáles son las opciones de trabajo y empleo decentes que se tienen?

Leer más...