Lunes 16 septiembre 2019

Logo Central America Link

De subsidios y tendencias paternalistas

Lunes 23 agosto, 2010


Eudoro Jaén Esquivel
Panamá América, Panamá
 
De acuerdo a la Real Academia de la Lengua, la palabra subsidio viene del vocablo en latín subsidium que significa “prestación pública asistencial de carácter económico y de duración determinada”, (el subrayada es mío). 
 
En efecto, son medidas económicas de ayuda pública contraria a los impuestos que buscan estimular consumo o la producción de determinados bienes o servicios. Muchas veces actúan como barreras al libre comercio, protegiendo industrias nacientes o de interés particular nacional. Como tal, no son prácticas aceptables en el libre comercio mundial.
 
Nuestra política nacional está plena de “subsidios” de toda naturaleza. Existen subsidios para los ancianos asegurados y no asegurados: para los transportistas y para los usuarios del transporte; para los estudiantes, (becas universales y bolsas escolares), para la producción y consumo de energía, (gas, combustibles), etc.; sin contar los subsidios a la producción de determinados bienes del sector agrícola e industrial. 
 
Me preocupa esta tendencia paternalista de regalos monetarios. Son distintas a los programas de ayuda monetaria condicionada que con éxito han implementado nuestros hermanos chilenos, brasileños y mexicanos como mecanismo de reducción de pobreza.