Viernes 19 julio 2019

Logo Central America Link

DISAGRO lleva a Guatemala la tecnología d2w

Miércoles 29 febrero, 2012


Honduras/Estrategia y Negocios - Con el objetivo de brindar a los guatemaltecos una innovadora tecnología para la protección del medio ambiente, la división Insumos Industriales de DISAGRO y Symphony Environmental Ltd., firmaron un acuerdo de subdistribución de los revolucionarios aditivos d2w y d2p, a través de su distribuidor centroamericano, Milenio Tres S.A. de Costa Rica.

La tecnología detrás del aditivo d2w convierte el plástico al final de su vida útil en un material con una estructura molecular completamente distinta, lo cual le permite ser bio asimilado en el medio ambiente. Este proceso es conocido como oxo-biodegradación.

Cabe resaltar que la tecnología d2w controla la vida útil del plástico y lo transforma en plástico inteligente. El mismo garantiza las propiedades originales del plástico tradicional pero controla su vida útil para que cumpla con su función y luego desaparezca. Así mismo, el plástico inteligente puede ser reutilizado y reciclado.

Es importante mencionar que los plásticos inteligentes mantienen la eficiencia y bajo costo puesto que son fabricados con 99% de polímeros tradicionales y las mismas máquinas.

El ciclo del plástico inteligente

Etapa 1
El aditivo d2w se inserta al 1%, en la resina base del polímero durante el proceso de fabricación, d2w mantiene las propiedades del plástico durante su vida útil.

Etapa 2
Al final de su vida de servicio predeterminada, se inicia la degradación en presencia de oxígeno. El proceso se acelera con los rayos ultravioleta, humedad, calor y/o stress mecánico.

Etapa 3
La degradación de las moléculas y su fragmentación continúa hasta que son tan pequeñas que permiten la actividad microbiana que las biodegrada.

Un impacto positivo para el medio ambiente

Los productos hechos con d2w se autodestruyen sin causar daño y de forma automática después de que el producto ha cumplido su propósito. Su degradación es incluso más rápida que la de las ramas de los árboles.

Se ha comprobado que los plásticos que cuentan con el aditivo d2w inician su oxo biodegradación al tercer año y que en el término de 5 años están completamente degradados. En comparación con los plásticos convencionales que tienen un proceso de degradación de más de 100 años, esta nueva tecnología presenta grandes beneficios para el medio ambiente puesto que ayuda a reducir la carga de residuos plásticos en el medio ambiente.

Juan Pablo Minondo, Gerente General Regional de Insumos Industriales de DISAGRO, comentó que “considerando que la producción planetaria anual de plásticos es de 220 millones de toneladas, la tecnología d2w se constituye como una gran oportunidad para hacer un uso eficiente de los plásticos y contribuir de esta manera a la protección del medio ambiente”.

Minondo agregó que “para la aplicación del aditivo d2w no es necesario cambiar los diseños o los proveedores, y que DISAGRO brindará toda la asesoría necesaria a sus clientes para la aplicación del mismo”.

Fuente: Estrategia y Negocios