Sábado 21 septiembre 2019

Logo Central America Link

La escuela, entre la cotidianidad y la innovación

Viernes 01 julio, 2011


Juan B. Arríen 
El Nuevo Diario, Nicaragua

El proceso educativo sistemático constituye una concatenación permanente de acciones que llevan en sus entrañas un doble efecto, por una parte, se realizan “a manera de una aparente cotidiana y algo monótona actividad y por otra parte activan la preparación del cambio y la innovación”.  Esta se expresa de varias maneras y permea todos los factores que intervienen en los aprendizajes.

Solo hace falta que en la actividad aparentemente monótona del aprendizaje se interponga un elemento clave: la reflexión.  Es esta la que rompe todo tipo de monotonía y se convierte en sedimento acumulado de la innovación que acompaña al aprendizaje. En realidad todo auténtico aprendizaje es una auténtica innovación puesto que sacude internamente la originalidad creativa del sujeto y emana de su interior como algo propio y dinámico.

De esta manera los aprendizajes se convierten en un potencial que puede actuar sobre distintas vertientes de la vida de cada persona, de la comunidad, del funcionamiento de la sociedad y del desarrollo del país. El aprendizaje constituye un proceso acumulativo enriquecedor en el que se mueven el aporte de diferentes ciencias, en forma de asignaturas, la mediación del maestro y la actitud activa del estudiante. Cuando estas tres vertientes se encuentran, generan un excelente  caudal en forma de conocimientos teóricos y prácticos y se encuentran salida los aprendizajes con su influencia sobre la realidad en forma de bienes y servicios para beneficio de la población.

Leer más…