Domingo 8 diciembre 2019

Logo Central America Link

Los empleados ¿un mal necesario?

Lunes 30 agosto, 2010


Francisco Morales
La Tribuna, Honduras
 
Dentro de las muchas divisiones que el ser humano ha creado; en Honduras hemos profundizado una, y día a día, se hace más palpable y es la división entre los empleados y los empleadores. Esta división no es por quien ostenta la propiedad de la empresa como se ha pensado tradicionalmente, ni es la división de clases que nos quisieron hacer creer hace unos pocos meses.
 
Es muy interesante desde un punto de vista puramente profesional y analítico y que de cierta manera define gran parte de nuestro sistema empresarial, que en Honduras la palabra “empleado” es utilizada como un término peyorativo y también como un adjetivo calificativo de connotación negativa. Otro término que se utiliza frecuentemente para describir a los empleados es “asalariados”.
 
Las empresas invierten enormes sumas de dinero en instalaciones, edificios y muebles de primera línea, programas para el manejo de inventarios y para la venta al mercado, pues están seguros de que los mejores materiales, productos y programas aseguran la perpetuidad de su negocio, lo que está muy bien, pero que no es completamente cierto ni es la fórmula segura para el éxito del negocio.
 
Estas mismas empresas, en la mayoría de los casos, al contratar empleados toman la línea del menor valor de adquisición, es decir, la mínima inversión en la contratación de personal, una línea que les atraerá menores beneficios, ya que no será capaz de generar el volumen de negocios que podría generar con una política diferente de contratación.