Jueves 14 noviembre 2019

Logo Central America Link

Miles se dirigen al extranjero

Jueves 02 febrero, 2012


Ana Muñoz Álvarez
Panamá América, Panamá

Más de 50,000 españoles han dejado su país en busca de una oportunidad laboral en los primeros nueve meses del año pasado. Con más de cinco millones de personas sin empleo, España es el país con más paro de la Unión Europea y el que más trabajo ha destruido desde que empezó la crisis. La alta cualificación de muchos jóvenes, las oportunidades que ofrecen otros países y esa crisis nacional han llevado a miles de españoles a ir rumbo al extranjero.

Desde que comenzó la crisis en 2008, más de 300,000 españoles han dejado su país en busca de trabajo. Y la tendencia es que siga creciendo. Según el Censo Electoral de Españoles Residentes en el Exterior (CERA), ya hay más de un millón y medio de españoles que viven fuera del país. El perfil del “emigrante” español, según este organismo, es el de un joven, hombre o mujer, de entre 25 y 35 años con una alta cualificación y sin cargas familiares. Son jóvenes que han estudiado una carrera universitaria, se han formado, han hecho máster y cursos, se han especializado… pero parece que no es suficiente para encontrar un empleo que se corresponda con su formación. En Europa, la tasa de desempleo juvenil es muy preocupante y, en España, más.

Casi la mitad de las personas que se encuentran en paro son jóvenes con una alta cualificación profesional que no encuentra su primer empleo y un 43% de los jóvenes que trabajan, lo hacen en empleos que requieren una formación inferior de la que tienen, según un estudio del Instituto Internacional de Estudios sobre la Familia. Aunque tampoco hay que olvidar que 900,000 jóvenes de entre 21 y 30 años que no encuentran empleo en España no pueden reincorporarse al mercado de trabajo porque tienen una insuficiente formación. Jóvenes que, atraídos por el “boom” inmobiliario de los primeros años del siglo XXI, dejaron sus estudios.

Los países europeos, con Alemania, Reino Unido y Noruega a la cabeza son los países elegidos por los españoles para buscar un futuro profesional. Pero muchos ya también eligen los países latinoamericanos para irse a trabajar y países como Argentina, Cuba o Ecuador han duplicado su población de origen español. Estados Unidos es otro de los destinos preferidos por los españoles. Boston, Nueva York, Chicago y San Francisco son lugares en los que los jóvenes tratan de ganarse la vida. Ingenieros, arquitectos, enfermeras… se marchan a otros países en los que pueden desarrollar sus conocimientos en mejores condiciones que en España. Este fenómeno preocupa y se le empieza a considerar una “fuga de cerebros” como el de algunos países empobrecidos del Sur. [email protected]

Leer más...