Lunes 19 agosto 2019

Logo Central America Link

No a la manipulación del Ejército

Martes 07 diciembre, 2010


Julio Quintana C.
El Nuevo Diario, Nicaragua

Es lamentable seguir soportando tantos atropellos a la inteligencia del pueblo. Ortega está desesperado y sin frenos en su afán de locura de su reelección, sabe perfectamente que él no puede ir a las elecciones presidenciales del 2011 en primer lugar inhibido por la constitución política y segundo: sin la aprobación de la Asamblea Nacional con los 56 votos que necesita y en dos períodos legislativos tampoco podría ir. 

Ortega actúa como si fuera un presidente vitalicio el cual quiere involucrar al ejército para completar su tiranía, si lograra este objetivo imaginémonos en los tiempos del somocismo, los derechos ciudadanos desaparecerían por completo. Hoy nos inventa una ley de defensa nacional, seguridad nacional y régimen jurídico de frontera; estoy perfectamente convencido que esa propuesta salió de Ortega y se la impone al ejercito, aquí creo que el ejército está cometiendo un grave error al dejarse manipular o tal vez estoy equivocado o el ejército fue el creador de esa iniciativa es peor aun porque se vuelve elite de un partido.

Ahora que podemos esperar; primero el dragado en el río San Juan, después la bulla de la defensa de la soberanía, después salirse de la OEA, después la iniciativa de ley de defensa, seguridad y régimen jurídico de frontera; después de esto viene otra cosa hay que buscar el eslabón, pero todo está relacionado con su reelección y el pacto; a no ser que más adelante ya con la ley militar aprobada invente una guerra y no hay elecciones porque la patria es lo primero y Ortega se queda.

Al ejército tendrá que preguntársele por qué tan rápido dicha ley y cuál es el fondo del asunto, porque si no la objetan en nada y más bien la defienden es porque ellos están de acuerdo con la maniobra de Ortega y aquí es donde se vuelve peligroso porque se vuelven cómplices y parte del pacto y dicho ejército ya no sería el mismo para los nicaragüenses.

Leer más…