Domingo 20 octubre 2019

Logo Central America Link

OEA, donde la crisis se hace visible

Martes 27 julio, 2010


Juan Ramón Martínez
La Tribuna, Honduras


El retorno a la OEA no debe verse con ánimo revanchista, sino como un proceso de normalización, en donde le damos la oportunidad de rectificar a esta organización, para que la misma al hacerlo, mejore su calidad de entidad de servicio y mediadora de conflictos. La pretensión de Honduras por su reintegro, después de una suspensión indigna y ofensiva para nuestro país, no es un capricho; ni mucho menos un esfuerzo de sumisión con respecto a una organización que para más señales, atraviesa una de sus mayores crisis.

Igual que la ONU que ha terminado por convertirse en una burocracia más, incapaz de prevenir los grandes conflictos que afectan la paz en el mundo, la OEA ha dejado de ser un mecanismo para superar las diferencias entre los estados y una fuerza destinada a fortalecer la vida democrática de sus estados miembros, para convertirse en un rehén de la mayoría fáctica –como dirían los ideólogos del conflicto hondureño– para defender intereses de una  facción que busca arrinconar a la otra.

Por tal razón, el regreso de Honduras a la OEA, una cuestión que por sí es natural y consecuente con una entidad creada para evitar los conflictos y asegurar la paz, es una aprueba de madurez y eficiencia para la organización. Con el agregado que el tema de Honduras, se hace presente en la medida en que se acelera la marcha de una estrategia destinada a quitársela a Chávez, como un sindicato alocado, al servicio de sus propios intereses. En estos instantes, el gobernante de Venezuela está contra la pared, sometido a una acusación que, si se le diera el mismo trámite de Cuba en los sesenta y de Honduras el año pasado, le debería significar la suspensión inmediata como miembro.

Leer más…