Jueves 12 diciembre 2019

Logo Central America Link

Pensando en el gasto público

Martes 28 septiembre, 2010


Alejandro Alle
ElSalvador.com, El Salvador

El debate sobre el tema fiscal suele ser ríspido. A ello contribuye la desafortunada costumbre de permitir que el verdadero análisis de los datos sea reemplazado por la falsa síntesis de la pseudo-ideología. Esa que se escucha de uno y otro lado. Y que nada le aporta a quienes debieran ser, pero suelen no ser..., los beneficiarios del gasto público.

Si hablásemos de "bienes públicos" financiados con el aporte de los contribuyentes, y no de "gasto público" a secas, con la connotación negativa que implica, comprenderíamos mejor el vínculo que debiera existir, pero suele no existir..., entre los impuestos que el Estado cobra y lo que la sociedad recibe a cambio.

El énfasis de la acción estatal, y en esto existe consenso entre los economistas, debiera ser "pro-pobre" y "pro-crecimiento", simultáneamente. Ambos objetivos no tienen por qué ser excluyentes, como muestran varios países recientemente encaminados al desarrollo: Irlanda, Chile y los tigres asiáticos.

La problemática no es exclusiva de El Salvador: la semana pasada el economista Orlando Ferreres publicó en  La Nación, de Buenos Aires, un artículo titulado: "Impuestos aceptables para toda la sociedad", proponiendo "una reforma que simplifique los impuestos..., y los haga fáciles de controlar", para minimizar su impacto en la inversión y favorecer el empleo productivo. Cuidando el clima de negocios.

Aunque Ferreres hablaba de la Argentina, sus reflexiones aplicarían perfectamente a El Salvador, donde el Ministerio de Hacienda acordó a inicios de este año con el Fondo Monetario Internacional un "escenario macroeconómico base de mediano plazo", según el cual los ingresos tributarios pasarían de ser el 13.1% de los $22,260 millones de PIB estimados para el año 2010, al 16.1% de los $30,327 millones de PIB estimados para el año 2015.

Leer más…