Domingo 25 agosto 2019

Logo Central America Link

Un clima nuevo para Panamá

Miércoles 15 diciembre, 2010


Adrián Benedetti
La Prensa, Panamá
 
Acostúmbrense, el calor no va a parar. Actualmente hay 8 mil millones de toneladas de CO2 en la atmósfera del planeta. En 1956 había entre mil millones y 2 mil millones. Estas moléculas demorarán alrededor de 3 mil años en ser absorbidas, si todos los países del mundo paran de emitirlas mañana. 
 
Es sentido común, si le añades más leña a un fuego crearás un fuego que no vas a poder controlar. En este caso, el CO2 es un gran pedazo de leña. Aunque Panamá no emita mucho CO2, en comparación con los países industrializados, no puede ignorar la realidad de que el clima seguirá cambiando en el futuro. 
 
Por esta razón es importante desarrollar planes de adaptación que puedan reducir nuestras pérdidas socio-económicas y biológicas ante lluvias más fuertes y temporadas secas más prolongadas. Pero primero, ¿qué es “adaptación?”. Son ajustes que se pueden realizar a sistemas humanos o naturales en respuesta a los cambios actuales o esperados del clima, los cuales moderan los daños o explotan oportunidades benéficas.
 
Un ejemplo de una estrategia de adaptación sería empezar a manejar nuestros ríos a un nivel de cuenca. De esta manera disminuiríamos los daños a comunidades e industrias, causados por las continuas inundaciones que ocurren anualmente en Panamá. Para tener cuencas saludables se requiere de un esfuerzo interdisciplinario que debe involucrar a múltiples entidades del Gobierno y la sociedad civil durante el periodo de planificación y ejecución. Hay que realizar planes holísticos que incluyan programas sociales, económicos y ambientales.